Envíos gratis para pedidos superiores a 69€

Los mejores rascadores para gatos.

Esta vez vamos a hablarles acerca de el mejor rascador para tu gato, un artículo tan importante para nuestros gatitos como su comedero o sus juguetes. En nuestro artículo pasado “Los Gatos, los verdaderos reyes de la casa” os explicamos la infinidad de variables que debemos de tener cuando decidimos incluir a un lindo mínimo como miembro de nuestra familia y el rascador es muy importante y ene este artículo os vamos a explicar por qué.

1. Rascadores por naturaleza.

En su hábitat natural, nuestros gatitos usan los árboles o troncos como rascadores naturales. Allí nuestros mininos lijan sus uñas pero también marcan su territorio porque como os sabéis ellos también tienen feromonas felinas en sus garritas, las cuales les permiten rascar y asegurarse que ya estuvieron allí y que “todo esta en orden”.

2. Por qué es tan importante un rascador.

Además de ser algo instintivo, tener el rascador adecuado para que tu pequeño se haga una “garricure” tiene muchas ventajas y te evitará más de un dolor de cabeza por varios motivos:

– Tu gatito está más feliz porque podrá satisfacer sus conductas instintivas.

– Sus garritas estarán adecuadamente lijadas evitando rasguñones.

– Hará algo de ejercicio y tendrá más actividad física.

– Protegerás tus muebles de daños y que tengas que re tapizarlos periódicamente.

3. Materiales de los rascadores.

El material de un rascador ideal debe ser rugoso para simular la textura de los árboles. Hay mucha variedad de rascadores en el mercado pero basados en nuestra experiencia los materiales más comunes son:

3.1. Rascadores de soga o cabuya.

Consisten en una base rígida como madera o cartón, forrada con soga o cabuya. Son los más comunes y nuestros gatitos las aman. Hay gimnasios completos que forran los soportes en soga y se ve fenomenal porque ellos treparan felices como si estuvieran cazando en el bosque.

3.1. Rascadores de cartón.

Son varias láminas de cartón unidas y pegadas cuyo corte transversal forma una textura interesante para nuestros gatitos. Hay que tener en cuenta que algunos son pegados con pegamentos un poco abrasivos con nuestros gatitos por ello es mejor comprara alguno que haya sido armando con pegamentos ecológicos.

4. Forma y tamaño de los rascadores.

Lo ideal es tener dos rascadores en tu hogar: uno vertical tipo poste y otro horizontal tipo bases o tabla. Los verticales puedes ubicarlos en la puerta de tu hogar e incluso al lado de algún mueble que quizás haya empezado a rascar.

Los rascadores horizontales también gustan mucho, sobre todo si tienen forma de camita o de chaise longue ya que además de rascar en él, se sentirá muy cómodo y calentito, dependiendo de la forma.

En cuanto a la forma, hay una infinidad de diseños en el mercado, tantos que a veces no sabéis cuál comprar. Os recomendamos comprar unos no tan costosos, podríais empezar con unos como los tipo alfombra o tabla, mientras descubres los gustos de tu pequeño, antes aventurarte a comprar unos más sofisticados como los de cueva, torre o túnel, por ejemplo.

Incluso hay gimnasios completos que tiene ambas texturas. Si tienes más de un gatito podrías invertir en uno de estos pero para empezar, puedes hacerlo con algo mediano dependiendo de tu presupuesto y de la edad de tu gato. 

catnip rascadores gatos
¡Un TIP que no puedes de dejar de hacer!

5. Inducción del rascador.

Si tu gato es pequeño solo es cuestión de acostumbrarlo desde el comienzo. Para ello solo necesitarás un poco de constancia mientras le enseñas a usarlo y descubrir cuál es el que más le gusta.

Para que lo empiece a amar, colócate detrás del rascador, y juégale con su juguete favorito escondiéndolo detrás del rascador. El creerá que s una “presa” y así, al abalanzarse para cazarla, descubrirá el placer que se siente de poder rascar en él.

Otra recomendación es que si tu gatito tiene el hábito de rascar tus muebles, colócalo cerca a él, y deberá ser vertical. Los gatos no rascan tus muebles porque les guste estropearlos, lo hacen porque son verticales y una vez rascan en él, sus feromonas felinas quedan allí entonces vuelven a hacerlo instintivamente para seguir asegurando su territorio.

Jamás le grites ni lo castigues por rascar. Es una conducta instintiva y usar periódicos, agua o sopladores de viento, no servirán de nada. Solo hará que te tengan miedo y te asocien como alguien negativo en sus peludas vidas.

tipos de rascadores gatos
Visita nuestro PetShop para elegir el mejor para tu gatito.

6. Entonces… ¿cuál es el mejor rascador para gatos?

A menudo nos hacen esta pregunta y contiendo a nuestros adorables pero exquisitos mininos, el mejor rascador es el que a él más le guste y puede ser desde una torre de 3 pisos con cajoneras y modular… ¡hasta una simple caja de cartón!. 

7. Ahora si… ¡a rascar!

Rascar es una de las cosas más divertidas para un gato. Limitar esta conducta hará que no sea un gato feliz. Debes enriquecer su espacio con todo lo necesario para que ellos exploren su naturaleza y satisfagan sus instintos. Hay familias que incluso deciden quitarles la uñas a sus mininos por medio de un porcedimiento quirúrgico invasivo y muy perjudicial para su salud llamado desungulación.

La desungulación es maltrato animal, por favor jamás contemples siquiera esta posibilidad pero acerca de esto hablaremos en nuestro siguiente artículo.

Separa una cita veterinaria para más información sobre esta y otros comportamientos en torno al bienestar de tu pequeño.

× ¿Podemos ayudarte?