Envíos gratis para pedidos superiores a 69€

Entrenar a tu Cachorro para hacer Pipí o Popó en el Empapador

Enseñar a cachorro hacer PIS Empapador

¿Quieres saber cómo entrenar a tu cachorro de perro para que use empapadores?

Bueno, si tienes un nuevo cachorro, entonces los empapadores para perros serán tu mejor aliado. Pero antes debes saber que los cachorros de perro a diferencia de los de gatos por instinto no acudirán al empapador a hacer sus necesidades, por lo que tendrás que entrenar a tu cachorro para usar uno. Afortunadamente, tenemos las herramientas, consejos y conocimientos para ayudar a tu cachorro a convertirse en un maestro de orinal.

Veamos antes algunas cuestiones que quizá no te habías planteado.

Fisiológia Cachorros

Durante los primeros meses de vida, normalmente hasta los 4 meses, los cachorros hacen pipí prácticamente cada vez que se despiertan de dormir o apenas unos minutos después de haber bebido agua y caca unos 30 minutos después de haber comido, al igual que ocurre con los bebes, esto es algo completamente fisiológico, por este motivo no podemos exigir que nuestro cachorro controle hacer sus necesidades, sin embargo, desde tu llegada al nuevo hogar si que podemos empezar a guiar a nuestro cachorro para que haga su pipí y caca en un determinado lugar.

Enseñar a hacer PIS a tu cachorro Empapador

Y es aquí donde nos surge una primera cuestión ¿dónde preferimos que haga sus necesidades? ¿en casa? o ¿en la calle?

Es cierto, que existen multitud de razones por las que es positivo educar a tu cachorro para que aprenda a hacer sus necesidades en la calle pero, verdaderamente, no es siempre la opción más práctica.

¿Mejor aprender a hacer sus necesidades en casa o en la calle?

Como comentamos en la introducción los cachorros hacen sus necesidades con más frecuencia de la que nos gustaría y son incapaces de controlarlas porque no tiene desarrollado todo el sistema urinario ni de evacuación, en consecuencia, sacarlos a la calle en todas estas ocasiones para entrenarles a hacer sus necesidades fuera de casa se puede convertir en un desafío. Ni que decir si vives en una vivienda sin terraza entre que bajas por el ascensor y llegas a la calle puede que tu cachorro no sea capaz de aguantar tanto tiempo. Además, cuando no cuentas con terraza, mantener un cachorro que aún no está completamente vacunado lejos de las áreas públicas limita sus opciones al aire libre. Si además el área de pipican o zona permitida está demasiado lejos para un entrenamiento exitoso, entonces mover el baño adentro puede ser la respuesta.

Y seamos realistas: Imagina cuando trabajes hasta tarde y no tener que estar preocupándote por no haber podido ir a sacar a tu perro, o Â¿a quién le apetece un domingo bajar a la calle a las 8 de la mañana después de una dura semana? ¿A caso no prefieres disfrutar un rato más del momento pijama sin sentirte mal porque tu cachorro ha de salir?

¿Cómo crear un baño en casa para tu cachorro de perro?

Existen varias formas de crear un baño interior para tu perro. Puede ser tan simple como destinar un área cubierta con periódicos, está opción no la recomendamos porque cuando hacen pipí y son adultos la absorción del papel de periódico puede que no sea suficiente aunque cuando el perro es cachorro puede ser útil y es la opción más económica, los empapadores donde tu cachorro pueda hacer sus necesidades son la opción más usada, ya que, puedes hacerte con una bandeja donde colocar los empapadores y, además, en la actualidad existen diferentes modelos en función de niveles de absorción o incluso absorbe olores o con olor a flores.

Otra solución más limpia e higiénica, si tu cachorro es de pelo corto, es una caja con arena u periódicos o papeles recortados si bien, es cierto, que los periódicos o papel dan sensación de desorden y pueden ser difíciles de limpiar después de que el cachorro orine en ellos, pero son baratos.

Si te decantas por esta última opción puedes usar una caja de arena para gatos grande. Asegúrese de que la caja tenga lados poco profundos, para que su perro se sienta cómodo al entrar y salir, además, asegúrate que sea lo suficientemente grande como para que tu perro se pueda girar. Incluso al principio cuando son muy bebés puedes cortar una pequeña caja de cartón por en uno de los lados para ayudar a los cachorros más pequeños a entrar y salir con facilidad.

Una vez ya te hayas decidido por el sistema que vas a utilizar para el baño y tu cachorro, comencemos este entrenamiento para ir al baño. Antes debemos aclarar que algunos cachorros masticarán cualquier cosa, así que asegúrate de que el material escogido sea seguro por si tu cachorro lo come. Y piensa en la higiene. La litera de la caja debe ser desechable o lavado fácilmente. Los cachorros también tienen preferencias por la superficie bajo sus pies cuando van al baño. Si tu cachorro se siente incómodo usando una superficie, intenta probar alguna diferente.  

¿Cómo enseñar a tu cachorro a hacer sus necesidades en el empapador o caja de arena?

Cuando introduces tu cachorro en el empapador, periódico o la caja de arena, concéntrate en ayudarle a conocer y llegar al lugar destinado de forma cómoda entrando y saliendo. Atraerle con recompensas por interactuar entrando y saliendo del recinto. Una vez que esté felizmente entrando y saliendo, puedes empezar a usar el empapador o caja para la función en cuestión de que haga sus necesidades.

Para alcanzar el éxito de manera rápida anticipate cuándo tu cachorro irá al baño. Mientras entrenas a tu cachorro para ir al baño, deberás pasar tiempo cerca de él para así poder anticipar y actuar cuándo esté a punto de ir al baño. Como hemos adelantado más arriba existen algunos momentos clave y comportamientos a tener en cuenta que te ayudarán a anticipar que tu cachorro tiene que orinar o defecar.

Los cachorros suelen ir al baño después de dormir, comer, beber y después de jugar. Después de que tu cachorro haga una de estas cosas, cógelo pasados unos minutos y ponlo encima del baño antes de que vaya a orinar o defecar. Si tu cachorro comienza a olfatear en el suelo en lugar de jugar o masticar un juguete, esto es una buena indicación de que necesita ir al baño. Cógelo y ponlo encima del empapador si comienza a hacerlo.  Si tu cachorro orina o defeca en el sitio correcto asegúrate de alabarlo automáticamente. Esto puede ser verbal en un tono de voz excitado, acariciándolo  cachorro o ofreciéndole su snack o premio preferido.

Nunca regañes a tu cachorro si no lo hace en el sitio por accidente recuerda sólo reforzar los comportamientos positivos y no castigar los negativos, cuando asocien algo positivo con hacer sus necesidades en el sitio correcto y que no ocurre nada positivo cuando lo hacen fuera acabarán haciéndolo en el sitio correcto sólo porque saben que obtienen una recompensa jugosa. 

¿Dónde colocar el baño de tu cachorro en el interior de casa?

Coloca el empapador o bandeja de tu perro en una zona de la casa poco transitada para su comodidad, así como para la privacidad de tu cachorro. La mayoría de los perros prefieren la paz y la tranquilidad cuando se trata de hacer sus necesidades. Donde sea que coloques el baño interior, asegúrate de que es donde quieren que se quede.

Si más adelante quieres cambiarla de lugar, puede que tenga que ir moviéndolo muy lentamente, tal vez sólo unos centímetros al día, para evitar que tu perro tenga accidentes. Además, elija una zona con un suelo fácil de limpiar, como azulejo, porque se producirán fallos accidentales.  

Por supuesto, una vez que tu cachorro sea más mayor y pueda aguantar el pipí por más tiempo, ya estará listo para hacer sus necesidades fuera si así lo deseas.

 Enseñar a hacer PIS Empapador

Si has optas porque tu nuevo cachorro haga sus necesidades dentro de casa en un empapador o caja de arena por favor recuerda que las salidas al exterior de la vivienda son necesarias para una correcta socialización de tu perro. Esto es imprescindible para que él obtenga un óptimo ejercicio físico y una correcta socialización. 

En nuestro centro ofrecemos consulta veterinaria para Perros y Gatos llámanos al 962-067-039 y reserva tu cita y un profesional de nuestro centro Veterinario te asesorará de lo que mejor os conviene a ti y a tu mejor amigo. 

× Reservar cita previa